Tips para para sobrepasar una crisis financieraNo es ninguna novedad que estamos pasando por una nueva crisis en nuestro amado país.Siempre es importante revisar cómo manejamos nuestro dinero y en estas circunstancias, más aún. Por eso, preparamos una serie de tips y consejos, que nos ayudarán a viajar ligeros, revisando que lo que llevamos en la valija para el camino sea lo más adecuado."> Tips para para sobrepasar una crisis financieraNo es ninguna novedad que estamos pasando por una nueva crisis en nuestro amado país.Siempre es importante revisar cómo manejamos nuestro dinero y en estas circunstancias, más aún. Por eso, preparamos una serie de tips y consejos, que nos ayudarán a viajar ligeros, revisando que lo que llevamos en la valija para el camino sea lo más adecuado." />

Artículo

la vida personal del pastor

VIAJAR LIGERO

Pablo Colombo
VIAJAR LIGERO

No es ninguna novedad que estamos pasando por una nueva crisis en nuestro amado país.

Siempre es importante revisar cómo manejamos nuestro dinero y en estas circunstancias, más aún. Por eso, preparamos una serie de tips y consejos, que nos ayudarán a viajar ligeros, revisando que lo que llevamos en la valija para el camino sea lo más adecuado.

  1. Proverbios 27.23 “Conoce bien el estado de tus rebaños y la condición de tus ovejas” Dónde estamos parados? Cómo están nuestros ingresos? En qué gastamos el dinero en casa? Si nuestro ganado ($$$) no está sano, podemos tener problemas. Para esto sirve hacer un presupuesto, sencillo. En un cuaderno anote sus ingresos mensuales (si no son regulares, promedie hacia abajo, para ser previsor) luego anote los gastos mensuales (servicios, combustible, alimentos) y las deudas que debe pagar ese mes (por ejemplo, el TOTAL de la tarjeta de crédito). Si la suma de sus ingresos menos los gastos y deudas de ese mes, da negativo, tenemos trabajo que hacer, ya que a alguien no podremos pagarle.
  2. Revise su presupuesto, busque gastos innecesarios que puedan eliminarse (suscripciones a servicios Premium, abonos de teléfonos muy elevados) y pida la baja. Reducir los gastos es una buena medida para alivianar el presupuesto, siempre, en momentos de crisis y también de bonanza.
  3. Busque nuevas fuentes de ingreso, no hablo de un nuevo trabajo, sino de ingresos que no le ocupen mucho tiempo. Por ejemplo, ventas online en sitios de eCommerce. Puede comprar para revender o buscar en casa lo que no se usa y ponerlo a la venta.
  4. Romanos 13.8. “No debas a nadie nada” Pagar sus deudas es sano y necesario. Por si no dijo “amen”, lo repetimos, pagar sus deudas es sano y necesario. Haga una lista de sus deudas. Le daremos prioridad a las que nos cobran intereses más elevados (ni se moleste en averiguar, ya le digo que la tarjeta de crédito y los préstamos personales son las que tienen intereses más altos, hoy en día, no pagar el total de la tarjeta implica que nos apliquen intereses superiores al 100% anuales por el saldo impago)
  5. Intente dejar de usar la tarjeta de crédito y viva en efectivo. Cuando pagamos con tarjeta de crédito y no hacemos un pago de la misma durante ese mes, estamos acumulando una deuda para el próximo mes. Esa deuda nos quita libertad de acción ya que tendremos menos dinero disponible.
  6. Proverbios 22.7 “Porque el deudor se hace esclavo del acreedor”. Pague el total de la tarjeta. El mejor negocio de las tarjetas de crédito es que las usemos mucho (ya que cobran una comisión al comercio donde fueron usadas) y el segundo mejor negocio es que seamos “malos pagadores” ya que al no pagar el total se nos aplicará el interés más alto del mercado, como ya vimos. No caiga en la tentación de solo pagar el mínimo.
  7. Evite comprar financiado. No crea que comprando en cuotas la inflación se “come” la cuota, ya que si su ingreso no aumenta, la cuota sigue representando el mismo porcentaje en su presupuesto. Un ejemplo. Comprar en 12 cuotas de $1000. Si nuestro ingreso es de $10.000, esa cuota representará el 10% de nuestro sueldo. Aunque la inflación sea del 40%, si nuestro ingreso se mantiene igual, en $10.000, la cuota seguirá representando el mismo porcentaje de nuestros ingresos, aunque lo que compramos haya aumentado de precio.
  8. Cambie sus hábitos de consumo. Planifique una visita a Mayoristas, si son pocos en la familia, pueden acordar con otro familiar para comprar en cantidad y luego repartir la mercadería. Anímese a ir a la Feria, encontrará mucha variedad y precios más bajos. No tenga miedo a las segundas marcas, suelen ser de los mismos fabricantes de las primeras, pero mucho más económicas.
  9. No acumule compras en cuotas en su tarjeta. En épocas de alta inflación como las actuales, es muy fácil tentarse y hacer muchas compras, todas en la mayor cantidad de cuotas posibles. Piense que la suma de muchas mini cuotas será una gran cuota en su resumen de tarjeta de crédito.
  10. Si obtiene algún ingreso extra y está comprometido en pagar sus deudas tal como vimos en el punto 4, aplique ese dinero adicional a reducir sus deudas.

Mateo 18:19. Por último, ponganse de acuerdo en oración sobre pagar sus deudas. No es un paso menor, pagar las deudas implica tomar la decisión de hacerlo y no solo pensar en hacerlo. Charlen sobre esto en familia, pidan opinión a todos los integrantes. Busquen entre todos qué gastos reducir, como comprar mejor y como aumentar los ingresos. 

VIAJAR LIGERO